jaime de armiñán

Juncal

Juncal

Juncal pudo haber sido el torero más importante de su tiempo, pero una cornada lo ascendió a otro estatus, el del último gran pícaro de la tradición literaria española. A finales de 1988, poco después de terminar el rodaje de la serie de televisión homónima —una de las más celebradas de nuestra historia audiovisual—, Jaime de Armiñán emprendió la escritura de este libro, retrato novelado y prolijo de su personaje, consciente de que lo que le había quedado en el tintero debía encontrar su cauce y de que este no era otro que la palabra. Escritor veterano, tanto como cineasta, Armiñán pudo saldar de esta forma la cuenta pendiente con un universo que le acompañó toda su vida y escribir una carta de amor a sus gentes, al lenguaje del que son depositarios y a un paisaje que se resiste aún a desaparecer de nuestra memoria precisamente gracias a pedazos de arte como este. Como diría Juncal: «Com moita cebola!». O mejor: «¡En el mundo!».

Junio de 2018
Cartoné cerámico
14.3 x 20 cm. 384 págs.
978-84-16167-84-5
23 €

Jaime de Armiñán

Jaime de Armiñán

Jaime de Armiñán (Madrid, 1927) es uno de los creadores más importantes del último medio siglo en nuestro país, tanto por sus contribuciones al cine y la televisión como a la prosa narrativa y el teatro. Armiñán fue dos veces candidato al Oscar, por Mi querida señorita (1971) y El nido (1980), películas que dirigió y de cuyos guiones fue coautor. De entre las innumerables series que realizó para televisión a lo largo de tres décadas, destacaron por su popularidad y eco social Fábulas (1968), Suspiros de España (1974), Juncal (1988) y Una gloria nacional (1992), aunque desde 1959 fue uno de los nombres que dotaron de contenidos de calidad a Televisión Española. Recibió el premio Calderón de la Barca en 1953, el premio Lope de Vega en 1956, sendos premios Ondas en 1961 y 1989, la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes en 1985 y un premio Goya de Honor en 2014.

Destracan durante su época de mayor dedicación a al cine y la televisión sus obras de teatro como Con derecho a fantasma (1959), Café del Liceo (1959), Academia de baile (1963), El arte de amar (1965), El último tranvía (1966) y Una vez a la semana (1968), Armiñán también fue autor de un notable ensayo, Biografía del circo (Pepitas de calabaza, 2014).

El éxito de su serie de televisión Juncal lo animó a adaptarla al formato de novela en 1989, y a partir de ese momento dedico mucho de su tiempo y esfuerzo a la prosa, materializándose en libros como el citado Juncal (1989), Vidas perras (1990), Los amantes encuadernados (1997), Siete pesadillas (1999), Las isla de los pájaros (1999) y Los duendes jamás olvidan (2003).

Distribuir contenido